Introdúcete al hábito de leer, es la mejor forma de viajar

Uno de los mejores hábitos a desarrollar es la lectura; a través de ella bien podemos viajar y conocer lugares que, a lo mejor no podríamos conocer de otra forma.

julio verneO bien cuando te documentas del lugar hacia donde irás de vacaciones o de trabajo, para conocer un poco mejor el entorno.
Ejemplos de grandes hombres que han escrito maravillosas lecturas que, sin salir prácticamente de su entorno nos han entregado maravillas literarias.

Vale como ejemplo los extraordinarios cuentos y novelas de Julio Verne, un hombre de origen francés que nació en 1828 que nos regaló obras como Viaje al centro de la Tierra, Veinte mil leguas de viaje submarino, La vuelta al mundo en ochenta días y tantas otras obras que tienen como virtud el ser escrupulosamente documentadas y visionarias.

Sencillamente, cuando te sumerges en la lectura de alguno de sus libros, no solo te transporta al lugar, te hace vivir en él y aprender de él.

Bueno, creo que ya habrás notado que me encanta toda obra escrita por Julio, que además, tiene otra virtud… varias de las cosas “visionarias” que llegó a escribir, se han suscitado.

En el otro ramo de la lectura, está el conocer el lugar que vamos a visitar. Sí, es muy prudente y conveniente conocer sobre la historia, geografía, tradiciones.

documentateCuando te documentas, estás a la vez preparándote para el viaje.

Así tendrás una idea de lo que será más conveniente llevar, cómo te “recibirá” el lugar, qué esperas en cuanto al viaje referente a los medios de comunicación, gastronomía, usos y costumbres, vaya… hasta el idioma.

Esto te lo comparto porque lo aprendí de varios turistas extranjeros que venían a México.

Cuando los veía en el avión, bien podías distinguir quienes eran los que visitaban al país ya que traían un libro alusivo al lugar.

En varias ocasiones platiqué con ellos, por lo general son los europeos, quienes tienen este hábito como los alemanes, franceses, ingleses, escandinavos, en fin.

Todos ellos me compartían que el documentarse les daba una idea más clara del lugar y también les abría el deseo por conocer tal o cual cosa, lugar, costumbre, platillo… en fin.

Otro de los detalles que observaba es que también documentaban su viaje, más allá de las fotos. Creo que por eso, los extranjeros y en particular los europeos, llegan a tener una idea más extensa de lo grandioso que es nuestro país.

Por ejemplo en esta ocasión, vamos de viaje a Puerto Vallarta y en el avión vine platicando con una pareja suiza que estaba más que entusiasmada por la idea de conocer este puerto.

Dentro de la plática, más que yo “presumirles” de mi país, fueron ellos quienes me decían lo que van a ver dentro de su recorrido.

Su objetivo es conocer la esencia del puerto a través de su gente, incluso la gente del viejo Vallarta, ya que ellos son los originarios del lugar y fueron los que vieron arribar los primeros turistas extranjeros que encontraron un Vallarta un lugar para vivir.viejo vallarta

Después de recorrer el lugar con mochila al hombro, arribarán a uno de los hoteles en Puerto Vallarta todo incluido para disfrutar ahora la otra cara de la moneda.

Escuchando a mis compañeros de viaje, me di cuenta de lo interesante e importante que es el conocer un poco del destino a visitar.

Es retomar tal cual la frase de Platón que dice: “el tiempo es una imagen móvil de la eternidad” y cuando vez o conoces parte de ambas caras de la moneda, puedes apreciar mejor lo que hoy existe y evocar de alguna forma lo que ya no nos tocó ver.

La ley de la oferta y la demanda en las ABC

En el mundo de los negocios, una regla de oro es la oferta y la demanda.

En pocas palabras, la oferta es la cantidad de bien o servicio que el vendedor pone a la venta. Y la demanda es la cantidad de un bien o servicio que la gente desea adquirir.

ley de la oferta y demandaEl punto medular de ambos conceptos es cuando la oferta y la demanda de un bien o de un servicio cambian según el precio, es decir, la cantidad demandada de un bien o servicio depende del precio que tengan en el mercado.

Bueno, esta regla de oro es conocida como la ley de la oferta y la demanda y la entendieron muy bien los hombres de negocios de las líneas aéreas; por lo que, después de analizar el mercado, surge la propuesta de las líneas de bajo costo (ABC). El mayor de los ganchos de esta nueva forma de volar son justamente las tarifas.

Las tarifas en las compañías ABC resultan fundamentales a la hora de captar usuarios, puesto que, aunque parezca una contradicción, reducir dichas tarifas al máximo es redituable para el negocio.

Esta nueva forma de ofertar les permite ser rentables, ya que los precios que ofrecen atraen a gran cantidad de viajeros, lo que consigue equilibrar los costos de explotación con los ingresos.

Las tarifas en las compañías ABC se estructuran en trayectos individuales, lo que permite a los clientes una mayor flexibilidad para elegir tanto el destino como el día de su vuelo, sin que por ello dejen de beneficiarse de tarifas reducidas al máximo.

Es decir, las ABC solo venden trayectos que son tratados de forma individual, por lo que no existe ningún tipo de restricción en la estancia.

Si eres un cliente frecuente para volar, de seguro te habrás enfrentado con una situación en las compañías tradicionales donde sólo te ofrecen tarifas reducidas a condición de que pases, como mínimo, la noche del sábado fuera, por dar un ejemplo.

viajes abcEn la mayoría de las compañías aéreas ABC no se da esta situación. Estas líneas saben perfectamente que existen clientes que usan este medio de transporte como si se tratase de un vehículo, esto es, las personas que realizan viajes de negocios y que suelen volver el mismo día; tal es un ejemplo de quienes más se benefician con las tarifas reducidas.

Obviamente, al resto de las personas que deseamos volar nos resulta mucho más atractivo hacerlo con precios accesibles.

Continuando con la ley de la oferta y la demanda, las ABC la aplican al máximo, ya que estimulan a su cliente a que cuanto antes se reserve la plaza, más barato podrá conseguir su vuelo.

También tienen la variante de que si la demanda de un vuelo no fuese muy elevada, las tarifas podrían reducirse a medida que se acerca el día del vuelo. Motivos como estos persuaden a los clientes a ver esta opción de transporte mucho más factible, cómoda y rápida para viajar, que el autobús, el tren el auto.

En Europa podemos ver este fenómeno de forma tan natural y costeable como andar en bicicleta.

En México, ya contamos con una serie de empresas que ofrecen este tipo de tarifas accesibles y que conectan con varios puntos importantes del territorio nacional e inclusive hacia el exterior.

Ahora podemos encontrar vuelos Interjet, Volaris o VivaAerobús, que son las líneas más representativas y que tienen una feroz lucha de promociones durante todo el año para atraer más clientes.

Obviamente, aquí los más beneficiados somos nosotros, los usuarios, quienes más que buscar un lujo para transportarnos lo que deseamos es hacerlo de forma eficiente, segura, rápida y por supuesto accesible.

¿Qué es para mi viajar?

Cuando era joven trabajaba en una oficina cerca del centro, estaba aproximadamente a 1 hora de mi casa, siempre me encantaron los edificios y me maravillaba el proceso de la construcción, siempre que veía documentales sobre las maravillas de hoy en día deseaba muchísimo estar ahí; en algún momento mi doctor me recomendó como terapia anti-estrés viajar.viajar

Creo que mi doctor no entendía la magnitud de lo que me estaba recomendando, como yo lo veo la recompensa mas grande que te puede dar viajar es revivir esa sensación de descubrimiento, si en algún momento de tu vida has dejado de sorprenderte; empieza a viajar y todo queda arreglado.

conocete a ti mismoAlgunas otras ventajas psicológicas y que están demostradas pueden ser:

Nos encontramos con nosotros mismos, darnos cuenta de lo que verdaderamente es importante en nuestra vida.

Vivir al máximo, vivir al máximo nuestro presente y disfrutarlo completamente, dejamos de angustiarnos por nuestro pasado y ya no nos preocupa nuestro futuro, solo existe el ahora

Aumenta nuestro ser positivo, incluso antes de salir de viaje ya tienes esa euforia de querer hacerlo y que sea perfecto

 

Así que ya sabes, viaja, yo te lo recomiendo.